Patrullas del Ejército de Tierra vigilan los montes de Lugo

Novas: 

Los militares de cada zona se organizan en relevos de 48 horas
A Fonsagrada y Becerreá sirven de base de operaciones en las comarcas de la montaña
Fuente: La Voz de Galicia
El Ejército de Tierra se encuentra estos días vigilando los montes de la provincia con el fin de evitar nuevos incendios, tras las quemas devastadoras que sufrió la comunidad gallega durante el mes de agosto. Las patrullas toman como base las instalaciones municipales y de Protección Civil en las capitales de comarca de la montaña. En A Fonsagrada los militares se alojan en las instalaciones de Protección Civil, mientras que en Becerreá lo hacen en el edificio que acogió la antigua Escuela Hogar.
En relevos de 48 horas, los militares realizan un control exhaustivo del monte para el que utilizan vehículos todoterreno y los más avanzados sistemas de orientación, con GPS y mapas.
Fuentes de Protección Civil de estas comarcas de la montaña valoran como muy positiva la sola presencia de los destacamentos del Ejército en los montes, por su efecto disuasorio sobre posibles acciones pirómanas. Las mismas fuentes destacan la efectividad de la vigilancia que están llevando a cabo los militares y el conocimiento que tienen de una zona que previamente no habían pisado sobre el terreno: «Quedeime sorprendido do que vixían, cando chegaron a media mañá xa tiñan percorrido o Concello enteiro. Desde a miña ignorancia ofrecinme para acompañalos pola zona, pero cos GPS e mapas móvense mellor ca min».
La vigilancia que desarrolla la patrulla instalada en A Fonsagrada abarca, además del extenso territorio de este concello, los de Baleira, Negueria de Muñiz, Ribeira de Piquín y Meira. El destacamento de Becerreá extiende su actuación a todos los municipios de la Comarca de Os Ancares: As Nogais, Cervantes, Navia, Pedrafita, Baralla y el mismo Becerreá.